jueves, 14 de marzo de 2013

Casi no

No le cree ni a su sombra/ 
Las voces se superponen
contra las puertas de su memoria/ 

Y ella, nada/
Nada/ Nada en el aire/ 

No tiene alas para aguas (turbias)/
Poco.O casi nada,boquea/ 

Casi es la última consolación
de la epidermis/ 

O el balbuceo endemoniado
de lo Eterno.

SEG 13213

2 comentarios:

  1. se mecen tus palabras como plumas haciendo la plancha en el vacío infinito; evacúan silencios.
    ¡Oíd, mortales, el grito sagrado de la Muda!

    ResponderEliminar
  2. Gracias por pasar y comentar! No será demasiado?! Gracias.No puedo decir mucho más :/
    SEG

    ResponderEliminar